Preguntas Frecuentes

La lista con todos los libros de texto que usan los distintos cursos del instituto puedes encontrarlo en este enlace
El primer timbre de la mañana suena a las 8:10 para que los estudiantes puedan contar con tiempo suficiente para llegar a las aulas y organizarse, de modo que todo lo necesario para la clase esté preparado cuando la clase comience a las 8:15.
La forma más directa y adecuada de concertar una cita con el tutor es a través de la agenda que se proporciona a los estudiantes a principio de curso. Debe ser el propio alumno el que se la muestre en la primera ocasión que tenga clase con el tutor. Es conveniente que en la nota se indique el asunto que se quiere tratar, para que el tutor esté en condiciones de recopilar la información necesaria y atender su demanda debidamente.
Si se precisa contactar con el departamento de Orientación, el procedimiento estipulado es poner una nota en la agenda del alumno, para que éste se la muestre al tutor. Es muy importante especificar el asunto a tratar en la reunión y los motivos que han llevado a acudir al departamento de Orientación. De esta forma, los profesionales del departamento podrán recabar la información necesaria y asignar una prioridad dentro de las actividades habituales del departamento.
Es posible solicitar una cita a Jefatura de Estudios o a Dirección mediante la agenda del estudiante. En este caso, el estudiante mostrará la nota en el despacho de Jefatura de Estudios o en Dirección y contactarán con ustedes. Recuerden que las situaciones ordinarias del instituto son atendidas por los profesores y los tutores. En esos casos extraordinarios, es muy importante especificar el asunto a tratar.
No. En estos casos tan solo podemos avisar telefónicamente y permitir que un familiar o persona autorizada le proporcione la medicina.
Cuando un estudiante está indispuesto, se lo dice al profesor con el que está en ese momento, quien lo transmite a Jefatura de Estudios, desde donde se llama al teléfono de contacto del familiar responsable.
Deben acudir a Jefatura de Estudios para avisar desde el teléfono del instituto. La normativa de la Comunidad de Madrid y el Reglamento de Régimen Interior de centro prohíben a los estudiantes acudir al instituto con el móvil. Es muy importante que, con la mayor brevedad, lo manifieste a su profesor de aula, al profesor de guardia durante el patio, al tutor o a un Jefe de Estudios y, de ese modo, se podrá valorar la necesidad de contactar con ustedes y avisar a los servicios de urgencias.
Si necesita tomar una medicación durante las clases, será suficiente con informar al profesor para poder autoadministrarse el medicamento en clase o salir al baño. En el caso de que esta situación afecte a más de un profesor o se prolongue a lo largo del tiempo, se debe informar al tutor y autorizarle a que comunique dicha necesidad al resto del equipo docente.
La normativa de la Comunidad de Madrid prohíbe que los estudiantes acudan a clase con teléfonos móviles u otros dispositivos electrónicos que puedan ser fuente de distracciones. En caso de urgencia, se llamará al instituto y los auxiliares de control transmitirán el mensaje.
Los menores de edad no están autorizados a salir del centro durante el horario escolar sin la compañía de un familiar adulto. Éste firmará en Conserjería la salida del mismo.
Con objeto de respetar el desarrollo de las actividades lectivas, es preferible que las entradas y salidas extraordinarias de los alumnos coincidan con el momento del cambio de clases.
Es normativa del instituto que el único alumnado autorizado a salir del centro durante los recreos es el que cursa Ciclos Formativos o Bachillerato. El resto de los estudiantes no goza de esa prerrogativa independientemente de su edad.
El Reglamento de Régimen Interior del centro establece que solo los alumnos que cursan Bachillerato o Ciclos Formativos pueden salir del centro durante los recreos. El instituto proporciona a todos ellos un carné que facilita la identificación del alumnado a la hora de permitir o no su salida durante los recreos.
La plataforma informática donde los Profesores reflejamos las ausencias de los estudiantes envía avisos a los padres de forma automática a los teléfonos móviles indicados en las matrículas. Las ausencias, aunque estén justificadas, deben registrarse. El sistema avisa SIEMPRE a los padres cuando el estudiante no está en el aula.
Nuestro centro es un Instituto Bilingüe que imparte las enseñanzas oficiales previstas por la legislación de la Comunidad de Madrid. En los grupos de sección bilingüe prácticamente todas las materias, con excepción de Matemáticas, Lengua y Literatura Castellana y alguna optativa, son en Inglés. En los grupos de programa es obligatorio cursar al menos una materia en lengua inglesa, además del Inglés. El carácter bilingüe de nuestro centro determina también que en Bachillerato el horario de Inglés esté ampliado a 5 horas semanales y desdoblado en Inglés Avanzado (alumnado con B2) e Inglés Programa. En todos los Ciclos Formativos, la materia de Inglés es obligatoria.
A partir del curso 2017/2018 desaparece la convocatoria extraordinaria de septiembre en todos los centros de la Comunidad de Madrid. Dicha convocatoria extraordinaria se adelanta al mes de junio. Esta aplicación de la nueva normativa afecta a todos los centros de enseñanza de la Comunidad de Madrid.
Son planes de apoyo educativo dependientes del Ayuntamiento de Madrid y de la Comunidad de Madrid respectivamente. Consisten en clases vespertinas para reforzar a estudiantes con dificultades en materias instrumentales (Lengua, Matemáticas e Inglés) impartidas por monitores cualificados que no pertenecen al Claustro del centro. Las condiciones para acceder a estos programas y sus características se consultarán al tutor.
Como regla general, las ausencias de los profesores están siempre cubiertas por los profesores de guardia y los estudiantes no pueden abandonar el aula. En el caso de las ausencias de un profesor a 7ª hora (de 14:30 a 15:25), los estudiantes esperarán en el aula hasta que el profesor de guardia permita salir a aquellos alumnos que tengan firmada por los padres la autorización de 7ª hora en la agenda.
Las leyes de educación establecen que las calificaciones de los estudiantes deben reflejar el rendimiento de todo el periodo evaluado. En aquellos casos en los que un alumno haya acumulado un número excesivo de faltas de asistencia INJUSTIFICADAS, se pierde el derecho a ser calificado con los métodos ordinarios reflejados en las programaciones y se ponen en marcha mecanismos alternativos de evaluación, que se describen también en las programaciones de los distintos departamentos.
Los alumnos procedentes de colegios bilingües realizan en sus centros un examen externo de los niveles A2 o B1 al finalizar 6º de Primaria. Siguiendo la normativa actual de la Comunidad de Madrid, la superación de cualquiera de estas dos pruebas da acceso a la Sección Bilingüe. A finales del mes de julio se expone en nuestro instituto un listado de alumnos que accede a dicha sección al comenzar el nuevo curso escolar.
Cualquier alumno en posesión de un certificado oficial del nivel B2 (First) o C1 (Advanced) ha de cursar Inglés Avanzado en Bachillerato.
Tan pronto como llegan al instituto, desde la coordinación de bilingüismo se hace llegar la información a todos los alumnos para que puedan recogerlos.
El jefe de bilingüismo del instituto tiene que contactar con el centro examinador oficial y solicitar el trámite de la reclamación. Conviene recordar que el centro examinador carga un coste importante que deberá asumir la persona que solicita la reclamación.
Cada grupo, por sus características peculiares, necesita de un análisis individual donde tiene cabida toda la información que hace posible la buena gestión de un centro educativo, siempre basada en la profesionalidad. El equipo directivo realiza las agrupaciones de alumnos con la madurez que da la experiencia y con el entendimiento claro de las necesidades de los distintos grupos. Tras la información recabada en las reuniones de evaluación inicial de principio de curso, siempre atendiendo a criterios pedagógicos y basándonos en datos objetivos, el equipo docente de un grupo, podría considerar, de manera excepcional, si es óptimo realizar un cambio de grupo a algún alumno.